La pesca del salmón en Yemen de Lasse Hallström

La pesca del salmón en Yemen cumple una función: que el espectador pase una tarde agradable… pero además podría haber sido redonda. Hallström, y todo su equipo, contaba con los ingredientes necesarios para haber hecho una película para recordar. No una película de tarde agradable que caerá pronto en olvido y se verá agradablemente de nuevo en cada nueva emisión en televisión. Porque La pesca del salmón en Yemen (inspirada en una novela del mismo titulo de Paul Tardey) podía haber sido algo más que una película disfrutable de buenas intenciones… Y les vuelvo a repetir que pasé tarde muy pero que muy agradable con su visionado. Digamos que era lo que necesitaba… pero luego me dio por pensar que qué lástima no haber disfrutado de una obra cinematográfica que tenía todo para ser mejor.

Básicamente, en mi humilde opinión, pienso que el fallo mayor radica en querer reflejar varias historias/conceptos/tonos y estilos a la vez, en una única película. Así por una parte tenemos la comedia romántica. Por otra parte nos encontramos con la sátira política. Más allá con la película sobre un proyecto común que une a las personas. Al lado con el choque entre dos culturas que pueden tenderse un puente… Más lejano los conflictos bélicos, el drama de la guerra, el fanatismo religioso y político. Si giras a la izquierda la historia de un visionario. Y si te vas a la derecha la explicación de la pesca como metáfora de la vida. Y si vas todo recto la manipulación del ciudadano a través de los medios de comunicación… Son demasiados géneros, tonos, conceptos… demasiadas cosas que contar para que la mezcla salga perfecta.

Así que ni corta ni perezosa me quedé con lo que se me hizo más agradable: la comedia romántica. Y me dispuse a disfrutar de la química y la relación que crece entre un científico algo autista (delicioso Ewan McGregor, mi rey de la comedia romántica… aunque me encanta también en cualquiera de los registros que se proponga. Este escocés es una debilidad que tengo) y la joven y vital representante del jeque en Gran Bretaña (una elegante y también deliciosa Emily Blunt). Las demás tramas quedaron tan sólo en apuntes… que podían haber sido otras buenas películas (comedia, drama, drama social, drama político, bélico, filosófico…). Así sí que es cierto que hubiera querido algo más de ese peculiar jeque (Amr Waked) o no me hubiera importado reírme más con esa agente de prensa del Primer Ministro (con una secundaria reina, Kristin Scott Thomas).

Y como en toda comedia romántica hubo escenas en las que me quedaría enganchada una y otra vez: sobre todo esa visita del científico autista a su compañera de trabajo (y mujer que le enamora) para ver cómo está después de saber que está hecha polvo por una muy mala noticia… para ofrecerla sándwiches y compañía. Y toda la transformación de ese científico que ama la pesca, de existencia ordenada, que se encuentra con otra forma de vivir la vida que le ayuda a ir contracorriente, a emocionarse, a creer, a amar… y le encanta…

La pesca del salmón en Yemen de Lasse Hallström permite por lo menos salir con una sonrisa. Y como muchas veces digo, eso no es poco. No es redonda, sólo correcta, pero yo la tendré en cuenta por ese escocés que me cautiva…

Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

8 comentarios en “La pesca del salmón en Yemen de Lasse Hallström

  1. O sea, que ya teníamos el postre, «Chocolat», tenemos ahora el segundo plato, el salmón, y le queda el primero, que tiene pinta de ser una sopa de torrijas… Me vienen muy bien tus líneas, porque me despeja las dudas de si verla o no.
    Aguardaremos al visionado televisivo (si para entonces hay tele…).
    Besos

  2. Pues ya ves, compa Hildy: tuve ocasión de ver el reportaje de ‘Días de cine’ sobre la peli, y ya me transmitió una sensación bastante similar a la que tú tan exquisitamente relacionas sobre la mescolanza de géneros y tonos. Y es que ese tipo de ‘jugadas’, complicadísimas, para que no te salgan rana, y se queden en un pastiche batiburrillero, tienen que estar manejadas por una mano maestra, algo que no abunda (vaya, que me temo que Hallström no es Billy Wilder; bueno, nadie es Billy Wilder, ni siquiera él mismo siempre…). Nada, que me apunto a la opción del compa Alfredo: tele, en su momento, y ya veremos…

    Un fuerte abrazo y buena tarde.

  3. … Sí, amigo Manuel,ése es su punto debil la mezcolanza sin estar los elementos bien engarzados…
    Pero una sonrisa se consigue… y eso es todo un acierto.
    Besos
    Hildy

  4. Pues yo también he visto la peli y la verdad es que como no me complico tanto la vida como vosotros que sois un rato entendidos pues salí tan contenta…sólo me molestó el personaje de la mujer del científico que me resultaba desagradable…una mujer de esas que se pasan la vida criticando al marido, que incluso parecía que tenía alguna «aventura» por el despaego que le mostraba y que luego no entiende que él definitivamente encuentre una persona más encantadora…Por lo demás me pareció una película original, variada y alegre…

  5. Vaya, pues era una de las opciones que tenía para ver, con mis reservas. Ahora me lo pensaré mejor…

    Saludos 😉

  6. Ole, María, tu alegría y salero como espectadora. Eso es el cine también, ¿no? que nos gusten las historias que nos cuenten. Y como he dicho esta película tiene una trama (por lo menos para mí) que cumple y es la trama romántica. Y te digo otro secreto: también me cayó fatal la esposa de Ewan… demasiado evidente que él tiene que dejarla sin mala conciencia, ¿no? Es una película, que aunque a mí en algunos casos me ha parecido fallida, te entretiene bastante y arranca sonrisas.
    Besos
    Hildy

  7. ¡Babel, cielo, la película es entretenida para tarde de apatía o tristeza! Te arranca sonrisas. Hay química entre los protagonistas y su romance no está mal contado… es en la mezcolanza donde reside el fallo pues no llega a cuajar todo ese batiburrillo (que en otras películas sí se consigue traspasar los géneros). En defenitiva es una película entretenida que pronto pasará al olvido…
    Besos
    Hildy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.